Loading

Deporte para fortalecer los huesos

11 enero, 2016

El principal problema que plantea la osteoporosis es que disminuye el tejido de los huesos y los hace menos resistentes, de modo que es más fácil sufrir fracturas. Entre las causas de esta pérdida ósea se encuentran la disminución de estrógenos y ciertas afecciones médicas, pero también el estilo de vida sedentario.

Hay que tener en cuenta que la actividad física incrementa la densidad ósea. De ahí que sea tan importante practicar deporte desde la niñez para prevenir esta enfermedad en el futuro. Durante la pubertad, el fútbol, el balonmano y el baloncesto son las actividades más eficaces para ello, tal y como ha demostrado un estudio del grupo de Investigación en la Gestión de Organizaciones e Instalaciones Deportivas de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM).

No obstante, una vez que la enfermedad ya se ha manifestado también es posible ralentizarla con ejercicio físico aérobico y de bajo impacto para impedir que se produzcan fracturas. Hablamos, por ejemplo, de caminatas, entrenamiento gimnástico o steps. Con ello, no solo lograremos mantener la densidad ósea, sino que también mejorará el equilibrio y evitaremos posibles caídas.

¡A ponernos en marcha con g!fitness!

Recent posts