Loading

¿Qué le ocurre a nuestro cuerpo durante el orgasmo?

17 noviembre, 2015

Al llegar a la fase más corta del ciclo sexual, la presión arterial, el ritmo cardíaco y la frecuencia respiratoria alcanzan la máxima intensidad. Se producen entonces contracciones musculares involuntarias. En el caso de las mujeres afectan a la vagina y al útero y, en el caso de los hombres, a la próstata y el pene. Poco a poco, esto espasmo crecen en intensidad y frecuencia, llegando a afectar incluso a otras partes del cuerpo, como los pies o las manos.

Además, el orgasmo produce un rubor que puede extenderse por diversas zonas. Otros cambios físicos son el aumento de la erección y la hinchazón del clítoris, los pezones y de los senos. De hecho, el pecho femenino puede llegar a incrementar su volumen hasta un 10% en ese momento.

Algunos estudios también afirman que con la excitación sexual las mujeres son menos sensibles al dolor. Esto explicaría por qué durante el parto se activan los mismos nervios que durante la estimulación genital.

La mente es muy activa durante esos segundos de extremo placer. En el orgasmo, las células nerviosas del hipotálamo liberan oxitocina al flujo sanguíneo, algo que ocurre también durante el parto. Esta hormona es responsable de la sensación de relajación y bienestar.

Tras el clímax todos estos síntomas desaparecen en ambos sexos. La diferencia es que, si continúa el estímulo sexual, las mujeres pueden volver a experimentar otros orgasmos. Los hombres, sin embargo, entran en una nueva fase denominada “período refractario”, en la que deben esperar un tiempo para poder eyacular nuevamente.

¿Lo ponemos en práctica?

Recent posts